Para un Km0: te interesa un seguro a todo riesgo

Es como un coche nuevo, por lo que resulta recomendable que contrates un seguro a todo riesgo (TR), preferiblemente sin franquicia ¿El motivo? Con una póliza de este tipo, la mayoría de compañías abonarán el valor a nuevo del vehículo durante los dos primeros años.

Para un V.0. de 2/3 años: puede interesar un seguro a todo riesgo con franquicia

Pasados dos años y en caso de siniestro total, las aseguradoras abonarán, según las condiciones de la póliza: 1.- El valor de mercado del coche o 2.- el valor venal. En cualquier caso, la indemnización que pagarán será inferior a su valor como nuevo. Puede interesar una franquicia si el conductor tiene pocos siniestros.

Para un V.O. de más de 6 años: todo riesgo con franquicia o un terceros ampliado

No interesa una póliza a todo riesgo SIN franquicia puesto que, en caso de siniestro total, la indemnización de la aseguradora será el valor venal/de mercado del coche -aproximadamente el 40% de su precio nuevo-. En esta caso interesa un todo riesgo con franquicia -por ej. de 200 €-; si bien, por la relación de precio/indemnización en caso de siniestro, lo más inteligente puede ser contratar una póliza a terceros ampliado, con coberturas de robo, lunas e incendios.

Para un V.O. de más de 8 años: un terceros ampliado

El precio de estos vehículos ya es muy bajo -en caso de siniestro total, la aseguradora abonará aproximadamente el 25% de su valor como nuevo-… así que reduce el gasto y contrata una póliza a terceros ampliado: con cobertura de lunas, incendio y robo.

Para V.O. de más de 12 años: ahorrar todo lo posible

Lo más idóneo es una póliza a terceros básico, aunque puede ser interesante añadir cobertura de daños materiales – robo, incendio o lunas-. Suele tener un bajo coste e incluso puede ocurrir que sea más cara una póliza con una única de estas coberturas que otra a terceros ampliado.

Finalmente, conviene recordar que todos los seguros que existen cubren los daños causados a terceros; hasta 70 millones de euros los materiales y hasta 15 millones de euros en los personales.