Autorecupera, especialista en la venta de vehículos averiados y en la recuperación de vehículos impagados, que venía colaborando mayoritariamente con compañias de renting, flotas y entidades de crédito, ha consolidado durante el último año su negocio con el mercado asegurador, alcanzando un 40% de la facturación del portal de subastas de averiados

A finales de 2012 Autorecupera comenzó un proceso de transformación de su unidad de venta de vehículos averiados, pasando de un modelo fundamentalmente presencial en sus instalaciones de Madrid y Andalucia, a un modelo on-line a través de subastas. «Un mercado tan competitivo como el del vehículo averiado solo admitirá operadores muy eficientes que cuenten con una enrome capacidad comercial, clientes satisfechos y unos costes de intermediación mínimos. Esta es la única forma de añadir valor a nuestros clientes y a nuestros proveedores de siniestros, y que nos vean como un beneficio tanto para comprar como para vender», nos explicaba su Director José Berlanga.
En enero de 2013 Autorecupera comenzó con las subastas de recuperados por impago a un grupo cerrado de clientes y fue extendiendo la experiencia al negocio de averiados; en septiembre de 2013 todas las operaciones se realizaban ya a través de su renovado portal de subastas
Una de las ventajas de optimizar el proceso de venta, era la posibilidad de participar en las tasaciones de restos para el mercado asegurador, que además permitía a Autorecupera equilibrar su oferta -muy basada entonces en avería mecánica y vehículos de poca antigüedad- con la gran variedad de vehículos accidentados que aportan las pérdidas totales de compañías de seguros. Desde entonces, Autorecupera ha avanzado en este mercado que alcanzó el 40% de sus ventas en el mes de Marzo.
Una de las claves para que esta transformación haya sido bien acogida por sus anteriores clientes, y tambien un estímulo para los nuevos, ha sido la transparencia. En palabras de su Director Comercial, José González-Irún, «Nuestros clientes saben que toda la información disponible, por pequeña que sea, está a su disposición, y que Autorecupera pone todo su esfuerzo en resolver cualquier situación extraordinaria que pueda surgir. s evidente que la venta de un coche averiado o siniestrado exige un nivel de atención y detalle muy alto por parte de todos. Nuestros clientes -principalmente talleres, compraventas y desguaces- tienen que hacer números cuidadosamente para analizar la rentabilidad de sus compras de siniestros, ya sea para reparar como para el aprovechamiento de sus piezas. Nuestra transparencia y colaboración es crucial para que logren sus objetivos, más ahora que los vehículos averiados han subido tanto su valor.